in

¿Cómo volver a ser feliz?

La felicidad no es un lugar de llegada, es una actitud que se elige ante cualquier situación que la vida nos presenta. El secreto para ser feliz es dejar de perseguirla, dejar de creer que está más adelante, porque entonces corres el riesgo de nunca alcanzarla, se trata de comprender que la felicidad está en el aquí y en el ahora.

 

 

-Tal vez te preguntes cómo sé cuando alguien es feliz, cómo sé que yo soy feliz. La respuesta es muy sencilla y consta de identificar tres características:

1.- El asombro. Cuando una persona es feliz, se asombra de muchas cosas. El ejemplo más claro son los niños, ellos suelen asombrarse por casi todo porque son felices.

2.- El entusiasmo. El término proviene del griego «en» «theou» y significa “tener un Dios dentro”, entonces la persona entusiasmada, es aquella guiada por la fuerza y la sabiduría de Dios. Una persona tiene entusiasmo cuando se siente plena. En esta parte, es importante indicar que no debemos confundir el entusiasmo con le euforia, ya que el primero es un estado de plenitud permanente, mientras que el segundo es un estado de exaltación que es pasajero.

3.-La pasión. Una persona feliz tiene pasión, ésta se traduce fácilmente como “las ganas”, es decir, las personas que tienen pasión, tienen las ganas de salir adelante, todos los días tienen esa energía para levantarse y luchar por lo que quieren.

 

 

-Todos en algún momento hemos sido felices, pero si últimamente tu estado es negativo, aquí te decimos cómo volver a ser feliz.

 

-El primer paso para ser feliz es el COMPROMISO. Comprométete contigo mismo a realizar lo necesario para tener ese estado de plenitud.

 

-El segundo paso es PONER NOMBRE A TUS PREOCUPACIONES, ya que al nombrarlas, somos capaces de identificarlas y podemos trabajar en ellas. El punto aquí es no evadirlas y reconciliarnos con esa parte de la realidad que puede causar dolor o temor.

 

– También es necesario que persigas OBJETIVOS SIMPLES. Procura que al proponerte un objetivo, sea realista y de preferencia comienza por aquellos que puedas realizar a corto plazo, de lo contrario te sentirás frustrado si no llegarás a cumplirlos. Es muy importante empezar por algo pequeño, pero ir avanzando para alcanzar algo más grande.

 

-Otro paso, es el CAMBIO DE HÁBITOS. Este punto al principio puede ser muy difícil de llevar a cabo, pero se trata de que comiences a cambiar aspectos de tu vida que puedan perjudicarte, por ejemplo: la dieta, somos lo que comemos, y no llevar una buena alimentación influye muchísimo en nuestros estados anímicos. Por eso es bueno que reduzcas al mínimo el consumo de azúcares refinados, que tomes las suficientes proteínas y grasas buenas, y que te hidrates muy bien. De igual forma practica la meditación y haz ejercicio, estas dos prácticas te ayudan a reducir los niveles de estrés asociados a recuerdos dolorosos y nos permiten ver las cosas desde otra perspectiva. Y por supuesto, trata de dormir bien, porque al no hacerlo te sentirás cansado y tendrás  dificultades a la hora de concentrarte.

-El último paso es ACUDIR A UN PSICÓLOGO. Si crees que te encuentras muy lejos de la posibilidad de volver a ser feliz y que no lo podrás conseguir por tu propia cuenta, es bueno que consideres hacer uso de un profesional.

 

La felicidad es la riqueza más importante que tiene la vida. No es algo que se pospone para obtenerla en un  futuro, sino algo que se diseña para el presente. Esperamos que estos consejos te sirvan y vuelvas a recuperar tu sonrisa. ¡Ánimo!