in

Sigue estos tres consejos para llevar una buena salud mental

Ante esta pandemia hemos visto más espacios donde se habla de la importancia del salud mental y de cómo llevarla de la mejor manera. Infinidad de post, revistas, podcast, videos, sobre métodos y herramientas para procurar esta estable mentalmente.

Confused Mental Health GIF by Lisa Vertudaches - Find & Share on GIPHY

 

En un nuevo estudio llevado a cabo en la Universidad de Otago en Nueva Zelanda, confirmó que los tres pilares principales de una buena salud mental son: el buen sueño, el ejercicio y el consumo de frutas y verduras crudas.

Los estudios revelaron que la calidad de sueño importa mas que la cantidad. Y es que estamos acostumbrados a tener una “mala higiene del sueño»

A partir de los resultados de este estudio, se encontró que las personas que dormían menos de 8 horas y más 12 horas diarias son más propensos a desarrollar síntomas de depresión.

Por otro lado, la sensación de bienestar está presente en aquellos jóvenes adultos que comían 4.8 porciones de verduras o frutas crudas. Mientras que los adultos jóvenes que dijeron consumir menos de dos porciones o más de ocho no mostraron bienestar.

La actividad física es igual de importante para una buena salud mental. Pero OJO AQUÍ, ya que los tres elementos están relacionados. Es decir, para poder tener cumplir con la actividad física necesaria para una buena salud, se necesita una buena alimentación y buenos hábitos de sueño.

Como sabemos, la actividad física libera endorfinas, lo que ayuda a promover la mejora el ánimo y la energía. Hacer ejercicio es parte del tratamiento para aquellas personas que padecen síntomas de depresión.

Las conclusiones de los investigadores indican que el factor predominante para una buena salud mental es la calidad de sueño, incluso con mayor predominancia que una dieta saludable y actividad física constante.

Sin embargo, hicieron énfasis en la relevancia de la relación de estos tres puntos (calidad de sueño, buena alimentación y actividad física) como principales contribuyentes a una buena salud mental.