in

Así puedes ayudar a una persona con ansiedad

Para saber qué decirle a una persona con ansiedad, es fundamental que conozcaas qué es la ansiedad. Así podrás reconocer sus síntomas y podrás identificar tal vez un comportamiento extraño de algún amigo familiar, pareja, hijo, etc.

Una de las cosas más importantes es diferenciar entre un ataque de pánico y un ataque de ansiedad. El primero se caracteriza por miedo intenso, acompañado de síntomas físicos y tienen una duración limitada. La ansiedad generalizada se alarga más en el tiempo y las preocupaciones son el centro de atención.

Esto es lo que NO DEBES decirle a una persona con ansiedad

A pesar de que tu perspectiva sea una cosa de voluntad y sea lo más fácil del mundo, para aquella persona que lo está pasando no es así. Tanto la emoción de ansiedad como el miedo son emociones reales que está sintiendo en esos momentos y afectarán a cómo recibe lo que le digas.

No tengas miedo

El miedo es real y por mucho que se lo digas, no es tan fácil de que se vaya. Más bien es necesario que le reafirmes que estás ahí para ayudarle y que te mantendrás a su lado.

 

“Cálmate”

La ansiedad no se elige y nadie puede calmarse sólo porque lo digas. Si la persona pudiera calmarse lo haría, ya que nadie elige sentirse así. Si le das ese tipo de indicaciones, estás invalidando y desvalorizando sus sentimientos.

 

 

Tampoco es para tanto

Si le estás intentando hacer ver que el miedo que tiene o el pensamiento es irracional, no vas a lograr nada, al contrario vas a ocasionarle más miedo por no saber controlarlo. Para eso es necesario todo un trabajo psicológico que prepare a la persona ante esas situaciones.

 

 

Qué puedes decirle a una persona con ansiedad

Hay muchas cosas que se pueden decir a una persona con ansiedad. Estas siempre tienen que ser desde la comprensión de su experiencia, sus sentimientos y sus pensamientos.

“Yo estoy aquí contigo” “¿Te ayudaría si me quedo a tu lado?”

Tener una presencia proporciona seguridad y baja el miedo.

 

“¿Qué puedo hacer para ayudarte?

Una de las cosas más importantes es preguntar. La ansiedad puede mostrarse y expresarse en situaciones muy dispares y las necesidades pueden ser distintas. En ocasiones puede necesitar distraerse hablando contigo o en otras estar un rato tranquila descansando.

 

Vamos a caminar”

Un ataque de ansiedad puede dejar literalmente agotada a la persona, con dolores de cabeza, molestias digestivas u otros síntomas físicos. Ir a un sitio tranquilo, charlar un rato o caminar puede ser de utilidad para que el nivel de activación se reduzca.

 

“Aquí siempre voy a estar si necesitas hablar”

Tener a un amig@ de confianza, en el que la persona con ansiedad sabe que puede acudir cuando lo necesite, puede ejercer un efecto beneficioso sobre la ansiedad (y otras dificultades como la depresión). Hablar y compartir tiene un efecto positivo sobre la salud mental.

Tu sentir es importante para mi

Validar los sentimientos de la persona que quieres es una de las cosas más valiosas del mundo. Por mucho que los pensamientos o las emociones sean irracionales en esos momentos, la experiencia es real y puede llegar a ser aterradora en un ataque de pánico.